domingo, 26 de marzo de 2017

OPINIÓN | La Última Oportunidad de Snyder


Mucho se ha dicho - y se dirá - del universo cinematográfico de DC. A pesar del éxito de la trilogía de Nolan sobre el llamado Caballero Oscuro y de lo mucho que ésta enriqueció a la figura del que es uno de los personajes más queridos de la compañía, la popularidad de la casa de Superman y Wonder Woman no se vio tan beneficiada como se esperaba del éxito del Batman de Christian Bale. En su lugar, los focos se dirigieron hacia un director cuyos anteriores trabajos - ahora mitificados - son aparentemente intocables y cuyos futuros proyectos invaden a diario nuestro feed de noticias cinematográficas.

Visto lo visto, el intento de Zack Snyder por alcanzar la cima a la que llegó Nolan -  utilizando, eso sí, el universo de Kal-El en lugar del de Bruce Wayne - desde el principio impresionaba de batalla perdida. No sólo porque el público aún recordaba con demasiada claridad la trilogía de El Caballero Oscuro, sino porque además seguía sufriendo la que ahora es una resaca de nostalgia insoportable, caprichosa y absurda. Con todo ello, y pese a las buenas cifras del primer abordaje cinematográfico sobre la historia de Clark Kent tras la desastrosa Superman Returns (Bryan Singer, 2006), las nuevas aventuras del Hombre de Acero fueron tachadas de "quiero y no puedo", mediocres e innecesarias: una etiqueta de la que le iba a ser muy difícil desprenderse.

miércoles, 15 de marzo de 2017

TRAILER | Coco (2017)


Aunque todos recordamos Del Revés (Pete Docter, 2015) como la última gran revelación de Pixar, la historia de las alegrías, tristezas, ascos, iras y miedos de la joven Riley no fue la última irrupción de la casa del flexo en la gran pantalla. Después de ella llegaron la visualmente impresionante El Viaje de Arlo (Peter Sohn, 2015) y la nostálgica - pero al fin y al cabo decepcionante - Buscando a Dory (Andrew Stanton, 2016), dos títulos que no dejaban de ser interesantes pero que no casaban con el carácter que todos atribuíamos a Pixar: el de una compañía revolucionaria.

lunes, 6 de marzo de 2017

OPINION | ¿Necesitábamos "La Venganza de Salazar"?


Aunque reconozco que siempre que he empezado a ver Piratas del Caribe: En Mareas Misteriosas (Rob Marshall, 2011) la he dejado a medias por lo poco interesante que me parecía, no puedo negar que, hace unos años, yo pertenecía a esa mayoría adolescente que sentía pasión por la trilogía de Gore Verbinsky. Esta extraña saga, cuya segunda entrega (Piratas del Caribe: El Cofre del Hombre Muerto, 2006) sobrepasó el billón de dólares en la taquilla mundial, sufrió un duro golpe cuando Verbinsky abandonó el barco para ceder el sitio al que ahora se va a hacer cargo del retorno de Mary Poppins a la gran pantalla. Y es que, pese a la exitosa recaudación de la cinta de Rob Marshall, En Mareas Misteriosas fue vapuleada por la crítica, condenado el anteriormente brillante futuro de una franquicia que, pese a haberse arriesgado sobremanera con tramas tan complejas como pretenciosas, se mantenía a flote gracias a los muchos dólares que daba a la industria y todos los galardones a los que solía aspirar.

Sin embargo, y a pesar de lo infame que fue su cuarta entrega, Disney no se dio por vencida y, sustituyendo al director de Chicago por los responsables de Kon-Tiki (Joachim Rønning y Espen Sandberg), la compañía se embarcó una vez más en la aventura que surgió en un pequeño rincón de los parques Disney. Y así nació Piratas del Caribe: La Venganza de Salazar (aka: Pirates of the Caribbean: Dead Men Tell No Tales), un filme que dice ser su entrega final.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...